• Boeing suspende temporalmente las actividades de producción en Puget Sound (Seattle) ante la intensificación de la pandemia de COVID-19

    • Boeing se centra en la suspensión temporal segura y ordenada de las operaciones
    • La suspensión temporal durará 14 días a partir del 25 de marzo

    CHICAGO,  23 de marzo de 2020 - Boeing ha anunciado la suspensión temporal de las actividades de producción en sus instalaciones del área de Puget Sound (Seattle) ante la situación de emergencia declarada en el estado de Washington y la evaluación continua que realiza la compañía de la propagación acelerada del coronavirus en la región. Estas acciones se están tomando para garantizar el bienestar de los empleados, sus familias y la comunidad local, e incluirán un cierre ordenado compatible con los requisitos de sus clientes.

    Boeing planea comenzar a reducir la actividad de producción y prevé que la suspensión de dichas actividades comenzará el miércoles 25 de marzo en sus dependencias en la zona de Puget Sound. La suspensión de las operaciones de producción durará 14 días, durante los cuales Boeing seguirá las directrices y acciones del gobierno sobre COVID-19 y sus impactos asociados en todas las operaciones de la compañía. Durante este tiempo, realizaremos actividades adicionales de limpieza profunda en los lugares afectados y estableceremos criterios rigurosos para el regreso al trabajo.

    "Este paso necesario protege a nuestros empleados y las comunidades donde trabajan y viven", dijo Dave Calhoun, Presidente y Consejero Delegado de Boeing. “Mantenemos una colaboración estrecha con las autoridades de salud pública, y estamos en contacto con nuestros clientes, proveedores y otras partes interesadas que se ven afectadas por esta suspensión temporal. Lamentamos las dificultades que esta decisión les plantea a ellos así como a nuestros empleados, pero es vital garantizar la salud y la seguridad de todos los que apoyan nuestros productos y servicios, y ayudar en el esfuerzo nacional para combatir la propagación de COVID-19", agregó Calhoun.

    Los empleados de la zona de Puget Sound que trabajan desde casa seguirán haciéndolo. Los que no puedan trabajar en remoto cobrarán los 10 días laborales iniciales de la suspensión (el doble de lo que marca la política de la empresa), lo que cubrirá el período de suspensión de 14 días naturales.

    "Nuestros empleados, clientes y cadena de suministro son nuestras prioridades mientras continuamos evaluando la situación y su evolución", dijo Calhoun. "Este es un momento sin precedentes para organizaciones y comunidades en todo el mundo".

    Cuando se levante la suspensión, Boeing adoptará un enfoque ordenado para reanudar la producción, con un enfoque en la prevención, la calidad y el cumplimiento de los compromisos con los clientes. Será un paso crucial para permitir al sector aeroespacial llegar a la recuperación.

    Boeing está trabajando para minimizar el impacto de esta suspensión en la capacidad de la compañía para entregar y apoyar sus programas de defensa y espaciales, y garantizar el servicio a nuestros clientes de defensa para que puedan realizar sus misiones vitales. Boeing trabajará estrechamente con esos clientes en los próximos días para desarrollar planes que garanticen que reciban asistencia durante este período. Continuarán las operaciones críticas de distribución en apoyo de los clientes de líneas aéreas, gobiernos y mantenimiento, reparación y revisión (MRO, por sus siglas en inglés).