Bertrand-Marc (Marc) Allen

Presidente
Boeing International


Marc Allen es el presidente de Boeing International y miembro del Consejo Ejecutivo de Boeing. Como presidente de Boeing International, Allen es el responsable de las estrategias y operaciones internacionales de la compañía y supervisa 17 sedes corporativas regionales en los mercados más importantes de todo el mundo. Con responsabilidad directa ante el presidente del consejo y consejero delegado, Allen lidera el desarrollo de iniciativas de la compañía con el objetivo de crecer y mejorar la productividad fuera de Estados Unidos, así como la gestión de nuevas colaboraciones empresariales e industriales. Sus responsabilidades también incluyen la supervisión de asuntos internacionales, la mejora de la presencia local y la oferta de asistencia funcional a nivel mundial. Allen asumió este cargo en 2015.

Previamente, fue presidente de Boeing Capital Corporation, filial de Boeing que gestiona, estructura y proporciona financiación para productos de aviación comercial, espacio y defensa de Boeing.

Antes de formar parte de Boeing Capital, Allen fue vicepresidente de Boeing International y presidente de Boeing China, donde lideró los negocios de la compañía desde su sede en Pekín. Como máximo dirigente de Boeing China, supervisó el mercado más grande de la compañía fuera de Estados Unidos en un momento en que Boeing duplicó el ritmo de entregas anuales.

Marc Allen ha sido también vicepresidente de asuntos jurídicos a nivel mundial de Boeing y director de asesoría jurídica de Boeing International, donde se encargó del equipo internacional de asesoría jurídica desde sus inicios. Como parte de sus responsabilidades constaban los temas legales relacionados con las operaciones internacionales de Boeing, los asuntos derivados de las normas de comercio internacional y de política jurídica internacional, incluida la disputa sobre las ayudas oficiales a los fabricantes de aviones ante la Organización Mundial del Comercio entre Estados Unidos y la Unión Europea.

Antes de formar parte del equipo de Boeing, ejerció la abogacía para el bufete Kellogg Huber en la ciudad de Washington, donde trabajó en complejos casos comerciales para clientes tanto estadounidenses como internacionales.

Además, Allen también trabajó para la administración como asistente jurídico del juez del Tribunal Supremo de Estados Unidos, Anthony M. Kennedy.

Procedente del sur de California, Allen se graduó con honores en Ciencias Políticas con especialidad en Economía en la Universidad de Princeton, y se licenció en Derecho en la Facultad de Derecho de la Universidad de Yale.

Marc Allen está casado y tiene cuatro hijos.